Cavani retorna a la infancia
con ‘El Gol del Helado’

0
Cavani El Gol del Helado
@Ovaciondigital

URUGUAY. Edinson Cavani certificó el pase charrúa a cuartos con su doblete a Portugal. El punta del PSG volvió a disfrutar como lo hiciera en su infancia cuando marcaba el último gol del partido: ‘El Gol del Helado’. En una carta publicada en The Players Tribune confiesa su apasionada relación con el gol. Todo resultó ser un acicate de un técnico. Cavani, por entonces, un niño de 9 años, le apodaban ‘El Pelado’, por carecer de cuero cabelludo. Años después, luce una descomunal cabellera en honor a Gabriel Batistuta.

“El resultado podía ser 8-1, pero no importaba. Era una carrera contra el tiempo. Marcar el último gol del partido. Y la sensación al escuchar al técnico que hacía sonar el silbato para marcar el final cuando habías metido ‘El Gol del Helado’. ¡Increíble! Una alegría inmensa. ¿Sería de chocolate? ¿Te darían uno de esos de Mickey Mouse? Sea el que sea, durante ese día, serás el rey”, recuerda Cavani.

Y en Rusia 2018, compartió la corona con Mbappé, en la primera jornada de los octavos de final. Ambos, compañeros en el PSG, con un doblete. Esta vez, el premio que perseguía Cavani no fue ‘El Gol del Helado’ sino el pase a cuartos. Si su entrenador de la infancia hubiese estado en Sochi le habría regalado también un helado por su primer gol. Cavani lo inició  con un pase en largo a Luis Suárez  y lo finalizó con un impresionante e impactante remate con el pecho.

Cavani, duda para marcar ‘El Gol del Helado’ el 6-J

Y en cuartos, todo un partidazo. Nada más y nada menos que ante Francia el próximo viernes 6 de julio (16 horas). De momento, su concurso es dudoso. A falta de 17 minutos para el final se retiró del césped al notar un pinchazo en el gemelo izquierdo. Impactante la imagen de su salida del terreno de juego. Una de las más virales del Mundial. Cristiano Ronaldo le rodeó la cintura con su brazo izquierdo y le acompañó hasta la banda.

“Dios quiera que no sea nada. Que podamos seguir ahí. Veremos ahora cómo marcha todo. Me pinchó el gemelo y no pude seguir”, confesó tras el partido. En cuanto al pase a cuartos, pura felicidad. “Esto es emocionante. No hay palabras para describir esto. Estoy feliz, feliz, feliz. Por la gente. Me imagino  lo que es Uruguay. Hay que seguir soñando”.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here