El drama que no deja sonreír a José Mourinho ni siquiera en plena Navidad

0

Todo parecían buenas noticias últimamente para José Mourinho. El entrenador portugués encontró trabajo después de meses en el paro y recaló en el Tottenham en sustitución del destituido Mauricio Pochetino.

De hecho, en el Boxing Day, el técnico luso llevó a su equipo a la victoria ante el Brighton (2-1), pero, sin embargo, la felicidad de Mourinho no ha podido ser completa. Y el motivo no tiene nada que ver con el fútbol.

La razón de su tristeza no es otra que la muerte de Leya, el Yorkshire Terrier que formaba parte de la familia desde hacía más de diez años. “Para ser sincero, la Navidad ha sido muy triste porque mi perro murió y mi perro es mi familia. Pero tenemos que seguir adelante”, confesó en una entrevista al periodista Jim Rosenthal justo antes del partido.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here