Morales enseña al Real Madrid cómo se mete un gol

0

El Real Madrid se ha dejado en el Ciutat de Valencia el liderato. El conjunto blanco se ha estrellado una y otra vez con el muro del Levante y un zapatazo descomunal de José Luis Morales le ha ajusticiado en el tramo final del encuentro.

El caso es que durante 70 minutos el Real Madrid jugó bien, al menos todas aquellas acciones que se desarrollaban fuera del área. Cuanto más cerca estaba de la meta de Aitor Fernández, más se le nublaban las ideas. A eso tampoco ayudó el conjunto granota, que se defendió a las mil maravillas durante todo el partido y siempre que aparecía alguna vía de escape, ahí estaba Aitor.

En ataque, los levantinistas lo apostaban todo a las carreras de Morales o de Bardhi, infatigables, aunque durante la primera parta apenas hicieron sufrir a la zaga madridista. Benzema, Casemiro, Modric… Todos los intentaron, pero con idéntico resultado.

Tras el descanso las malas noticias se le acumularon Zidane: Hazard tuvo que retirarse con problemas en su maltrecho tobillo y por delante esperan el Manchester City y el Barcelona… Con la marcha del belga el encuentro fue cambiando de decorado paulatinamente. Los blancos no llegaban con tanta claridad al área de Aitor, mientras que el Levante salía con más alegría y hombres hacia la de Courtois.

Hasta que en el minuto 78, Morales firmó una obra de arte. Balón largo para el capitán levantinista, que controla en el lateral del área y lanza un misil tierra-aire hacia la portería de Courtois, que no fue capaz ni de estirar el brazo. Golazo para inaugurar y cerrar el marcador. El Real Madrid se dedicó a meter centros sin ningún sentido en los instantes finales y entre la fiesta granota se dejó el liderato.