Real Madrid 3 – Valencia 0: Asensio y Benzema sonríen en V

1
Modric, en un instante del Real Madrid-Valencia.
Luka Modric of Real Madrid and Ruben Sobrino of Valencia in action during the spanish league, LaLiga, football match played between Real Madrid and Valencia at Alfredo Di Stefano Stadium on June 18, 2020 in Valdebebas, Madrid, Spain. The Spanish La Liga is restarting following its break caused by the coronavirus Covid-19 pandemic. ONLY FOR USE IN SPAIN Luka Modric of Real Madrid and Ruben Sobrino of Valencia in action during the spanish league, LaLiga, football match played between Real Madrid and Valencia at Alfredo Di Stefano Stadium on June 18, 2020 in Valdebebas, Madrid, Spain. The Spanish La Liga is restarting following its break caused by the coronavirus Covid-19 pandemic. 18/6/2020 ONLY FOR USE IN SPAIN

Una uve. El crecimiento en V que la economía busca para la postpandemia. El Real Madrid apabulló en una gran segunda parte al Valencia (3-0) para seguir la estela del Barcelona en LaLiga y rehizo el camino que estuvo a punto de desandar en la segunda parte ante el Eibar y la primera ante el Valencia. La uve perfecta, sobre todo para Asensio, que en su primer toque de balón después de reaparecer tras su lesión de nueve meses marcó un buen gol, y para Benzema, doblete, el segundo de los tantos para verlo con calma una y otra vez. La cara del Madrid en el segundo tiempo fue, esta vez sí, sobresaliente.

Zidane sorprendió alineando cuatro centrocampistas, algo que denotaba que no se fiaba nada del Valencia. Pero aunque la premisa era buena, untar de engrudo la carretera para que el balón se trabara en la circulación, el hecho de que Valverde, el invitado sorpresa, estuviera pegado a la banda derecha para estirar el campo, se convirtió en un tiro en el pie. El Pajarito no pasa de calamar cuando está enchironado, y aunque su presencia física sigue siendo importante, su ascendencia en el juego es mucho menor.

El Valencia, además, se sentía a gusto. Pese a que Parejo estuvo muy poco activo,  Kondogbia tuvo una primera parte casi omnipresente. Como además su físico es estratosférico, los resoplidos en sus carreras, en cada jugada en la que encimaba, se debían escuchar hasta en la Malvarrosa, y eso que el partido era en el Di Stéfano. Un chupinazo suyo lo despejó apuradamente Courtois en otra buena ocasión valencianista.

Con Maxi sacudiéndose con Varane, Rodrigo supo aprovechar los espacios que dejaba el Madrid para meter el miedo en el cuerpo: un tiro al palo, un gol anulado por fuera de juego VAR y que fue extraordinariamente justo, pero fue, y una sempiterna sensación de peligro. Ferrán Torres, Carlos Soler y Hugo Guillamón también mostraron una muy buena pinta.

El Madrid, con Hazard como un polvorillas, se atascaba ante la madeja defensiva de los de Celades y sólo mediante intentos desde fuera del área probaba a Cillesen. Una jugada personal de un Carvajal que estuvo generoso y esforzadísimo provocó la mejor ocasión blanca antes del descanso: un remate suyo que sacó el meta valencianista con el tobillo.

El Madrid decidió meterle algo más de tensión al partido en el segundo acto, y fue capaz de acorralar al Valencia en su campo: con ganas todo es más fácil. Los blancos comenzaron a monopolizar el balón y, aunque no encontraban de manera fluida el camino hacia Cillesen, comenzaron a dejar de temer por la integridad de la portería de Courtois.

Celades intentó menear el avispero metiendo a Gameiro y Guedes y la decisión fue desastrosa: el primer balón que tocó el francés fue una pérdida, y en esa contra Hazard habilitó a Benzema y el galo fusiló el 1-0. Regalo de un galo a otro galo: merci. El Madrid respiró, pero en ese segundo tiempo estaba siendo muy superior al Valencia.

El gol hipervitaminó a los de Zidane, que sin la presión del resultado se soltaron sobre el césped del Di Stéfano. Un buen chut de Modric lo sacó Cillesen a córner y el Valencia atravesaba el peor momento del partido hasta terminar por diluirse. El gol de Asensio, nada más reaparecer, en su primer toque de balón, sentenció el choque, sellado con una asistencia del balear y un buen chupinazo de Benzema. LaLiga sonríe al Real Madrid, y la sonrisa de Asensio y el golazo de Karim fueron la mejor campaña de marketing, al menos hasta el domingo, que toca la Real en San Sebastián.

1 COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here